El 13 de diciembre de 2018 presentamos la la Primera JORNADA MATERNA ONG-APSA

“RECURSOS PARA EL ABORDAJE INTERDISCIPLINARIO EN SALUD MENTAL PERINATAL: TEJIENDO REDES” dirigido a profesionales de la salud y público general.

Participaron del encuentro:

  • Las cuatro esferas del embarazo y su impacto en el vínculo mamá-bebé.”
(Lic. Gabriel F. Federico)
  • Experiencias de Trabajo Perinatal en el Servicio de Salud Mental de la Maternidad Sardá
  • Parir y nacer en maternidades amigables: El modelo MSCF (Lic. María Aurelia González, Maternidad Sardá)
  • Intervenciones psicológicas en la detección antenatal de enfermedades (Lic. María Aurelia González, Maternidad Sardá)
  • Intervenciones en SM Perinatal dentro de la UCIN (Lic. María Aurelia González, Maternidad Sardá)
  • Maternidades (Lic. Ivana Moyano)
  • Viñetas Clínicas en Perinatología
  • La intervención temprana desde la perspectiva del psicoanálisis (Lic. Judith Roitenberg)
  • Fragmentos sobre la palabra en la maternidad (Lic. Carolina Drajer)
  • Recibir la muerte cuando se espera la vida: ¿Cómo acompañar el duelo perinatal? (Lic. María Soledad Jalil)
  • Las múltiples caras de la moneda: Distintas formas de parir (Dra. Eliana Montuori, Dra. Silvina Foks y Dra. Ivana Cornejo)
  • Trastornos de ánimos perinatales: Dificultades y barreras frecuentes en el diagnóstico y tratamiento (Coordinadora: Dra. Eliana Marengo. Disertantes: Lic. Luciana Díaz Cutraro; Dra. en Psicología María Rocío Goldfarb yLic. Mariana Urtueta Baamonde)
  • Herramientas Clínicas y Dispositivos de Prevención en Salud Mental Perinatal
  • Consultorio de crianza (Lic. Dolores Steverlynck y Lic. Patricio Solari).
  • Método Suzuki: Intervención Musical Temprana. (Lic. Laura Maldonado)
  • ¿Por qué proponer un abordaje de la maternidad desde un CENTRO INTEGRAL para el Embarazo y la Crianza? (Dra. Milagros Méndez Ribas y Lic.)
  • Presentación de Materna ONG para la Salud Mental Perinatal (Analía Sierra, Presidenta de Materna, Dra.Silvina Foks y Lic. Ivana Moyano)
  • Grupos de Reflexión de Madres (Dra. Violeta Pérez Bromberg, Lic. Jimena Polak, Dra. Eliana Montuori y Lic. Patricio Solari)
  • Apoyo de pares (Analía Sierra, Lorena Katz y Lucrecia Tarasido)

Les dejamos alguna síntesis de las presentaciones para quienes no pudieron asistir:


Materna ONG – APSA

I Jornada de Salud Mental Perinatal Mataerna ONG – APSA

Diciembre  2018 – Ciudad Autónoma de Buenos Aires

Profesionales del Servicio de Salud Mental

del Hospital Materno Infantil Ramón Sardá, de la ciudad de Buenos Aires.

Magister María Aurelia Gonzalez

Lic. Silvana J. Naddeo

 

El HMIR Sardá es la maternidad pública más grande de la Ciudad de Buenos Aires, con un promedio de 6000 partos anuales. Es un centro de alta complejidad y de referencia para el resto del país, su asistencia es gratuita.

Desde hace 30 años los profesionales de Salud Mental vienen desarrollando dispositivos específicos en el acompañamiento del proceso de embarazo, parto, nacimiento, post parto y crianza. Involucrados desde la atención del embarazo normal hasta el seguimiento en programas especiales de niños nacidos muy prematuros o con complicaciones orgánicas.

Durante el encuentro se enfatizó sobre el cuidado de la mujer, su hijo por nacer y su familia, en el contexto de instituciones amigables, sustentadas en el modelo de Maternidades Seguras y Centradas en la Familia (MSCF). El citado modelo se replica desde el año 2010 en las 100 principales maternidades públicas del país y actualmente tiene alcance en el sector privado. Reconoce a las mujeres y sus familias como los verdaderos dueños de casa, busca una atención desmedicalizada en los embarazos y basada en la evidencia. Consta de 10 pasos, siguiendo el camino de la embarazada y remarca la importancia del parto institucional, como factor de seguridad para la madre y el niño por nacer, en instituciones respetuosas y amigables.

Se puede acceder a información detallada haciendo click acá

Dentro de este marco, la salud mental perinatal es reconocida y jerarquizada como un campo de intervenciones oportunas y necesarias, con fuerte impacto en el futuro próximo y más alejado de los niños y sus cuidadores.

  • Temas desarrollados:

Marco legal que sustenta las intervenciones saludables en Salud Mental Perinatal

Consideraciones sobre violencia obstétrica y reproductiva

Ley 1044,CABA. Adelantamiento del parto en casos de incompatibilidad con la vida (ej, anencefalia). Trabajo en equipo.


 

RECIBIR LA MUERTE CUANDO SE ESPERA LA VIDA

¿Cómo acompañar el duelo perinatal?

La temática del duelo gestacional y perinatal constituye un tabú para nuestra sociedad: «de eso no se habla». No hablan los profesionales de la salud, no hablan los medios de comunicación, no hablan las leyes, se acalla a los padres que están viviendo este dolor. Familiares y amigos, no saben cómo enfrentar esta situación, y surge el vacío del silencio

Muchas veces la reacción más común, al no saber qué hacer, es ignorar el dolor de los padres, silenciarlo, minimizarlo… donde se espera la vida llega la muerte y éste es un hecho para el cual nadie está preparado.

Marca a fuego a la mujer y su pareja, es la “pérdida de la inocencia”, de la idea de que todo saldrá bien y de la certeza de que como producto de un embarazo llegará un bebé sano y feliz.

La falta de validación social del dolor en las pérdidas tempranas es inmensa y dificulta en gran medida el proceso del duelo.

Lejos de la negación, se apuesta por un modelo de gestión del duelo en el que la verbalización de la experiencia, el sostén emocional y el contacto con el mortinato sean ejes centrales en la atención.

En esta línea cobran peso factores como cuidado del entorno, apoyo externo y una gestión psicológica de la pérdida basadas en la actitud de respeto, el fomento de la despedida, la expresión de sentimientos y el derecho a la información.

Las respuestas emocionales ante estas pérdidas suelen ser: negación, shock, rabia, tristeza, desesperación, desesperanza, vergüenza y culpa; algunas de las cuales son etapas necesarias en la elaboración del duelo.

Es muy importante saber “qué decir” y “qué no decir” a las familias que acaban de perder un hijo, sea cual fuere el momento del embarazo en el que esto sucede. Siempre se debe acompañar empática y respetuosamente; muchas veces es más efectivo un abrazo que una palabra bienintencionada, pero desafortunada. Los padres en duelo no toleran escuchar frases como “sé fuerte”, “no llores”, “es la voluntad de Dios”, “todo pasa por algo”, “es mejor que haya sido ahora y no más adelante”, “ahora está en un lugar mejor”, “son jóvenes, ya tendrás más”, etc…

Mejor es decir “la verdad que no sé bien que decirles”, “siento mucho lo que les ha pasado”, “no me molesta que lloren”, “¿necesitan estar a solas?” …

Los profesionales de la salud que acompañamos estos momentos (obstetras, obstétricas, pediatras, neonatólogos, enfermeros, psicólogos, etc) debemos estar disponibles y brindar información; orientar sobre dudas acerca del duelo, favorecer la despedida, explicarles opciones y apoyarles en sus decisiones, cuidar la terminología con la que nos dirigimos a los padres; de ser posible utilizar el nombre del bebé y hablar con ambxs mapadres equitativamente, o bien con la madre y quien funcione como figura de sostén emocional para ella.

¿ALGUNA VEZ SE “RECUPERAN” LOS PADRES DE LA MUERTE DE UN HIJO?

La palabra “recuperar” se define como recibir algo que fue quitado, restituir. Muy pocos padres dolientes dicen sentirse “restituidos”. En cambio, “reconciliación” sería una palabra más adecuada; y la reconciliación eventualmente llega.

Las familias que recibieron cuidado psicológico manejan mejor el duelo. También están mejor equipados para integrar la muerte de su hijo en su vida diaria… no se trata de olvidar, sino de aprender a convivir con la ausencia, pudiendo dar un lugar en el linaje a esta personita que existió pero que no pudo quedarse…

María Soledad Jalil, Lic en Psicología M.P 52295

Psicóloga Perinatal, especializada en duelo perinatal y psicología de la infertilidad y reproducción humana.


Apoyo de pares

Definiendo apoyo de pares:

  • Lo que hacemos es acompañar desde la propia experiencia de un trauma a otra persona que está atravesando una situación similar.

OBJETIVOS

Devolver la esperanza

  • Brindamos este apoyo, desde la empatía, disipamos dudas, tranquilizamos y  ayudamos a sembrar  la semilla de la esperanza

… un sistema de dar y recibir ayuda basado en los principios clave de respeto, responsabilidad compartida y un acuerdo mutuo de lo que es útil (Mead, Hilton y Curtis, 2001)

Informar

Informar para que cada madre pueda llegar a un tratamiento correcto a tiempo

El apoyo de pares es una forma de acompañamiento muy bien recibida por las mamás debido a la posibilidad de compartir en un clima de espontaneidad y menos formal, de por sí simétrico las dificultades y los sufrimientos que están pasando

Apoyo social y funcionamiento social

El aislamiento social es a menudo uno de los desafíos más importantes que enfrentan las personas con problemas de salud mental.

El apoyo de pares viene a cortar un poco con este aislamiento que es muy perjudicial. La falta de conexión con el resto hace que la mujer sólo se centre en sus pensamientos y en la angustia de no poder “ser” la madre que ha idealizado. Desde la  igualdad podemos quitar culpas y vergüenza por lo que se piensa o se siente o por lo que no se siente.

Empatía y aceptación al tratamiento

Reduciendo el estigma

El apoyo de pares muchas veces favorece el acercamiento al profesional.

Dar al tratamiento una cuota más de sensibilidad.

Conversar e informar a las madres sobre la importancia y adherencia a tratamiento psiquiátrico en caso de que sea necesario.

El trabajo perinatal se trata de esto justamente. Trabajar por la prevención. Cuidar de la primera relación entre el bebé y su cuidador, es una inversión a futuro.

Qué nos movió a comenzar con este trabajo?

La constante sensación de soledad y falta de comprensión que vivimos en esa etapa, nos movilizó a acercarnos a otras mamás para acompañarlas y ayudarlas a transitar ese momento de una manera más amorosa, en el cual no se sientan tan solas.

Cómo lo está implementando Materna?

Brindando herramientas que nos sirvieron a nosotras durante nuestro tratamiento. Si bien cada caso es distinto los miedos, las dudas, los síntomas,  muchas veces se reiteran de una comunicación a otra. Entonces, desde  nuestra vivencia, podemos acompañar por este camino que ya hemos transitado, brindando  apoyo y empatía.

Ofrecemos, a las madres que nos contactan, distintos medios de comunicación: email, whatsapp, video conferencia, audios, comunicación telefónica o presencial si las distancias lo permiten. Generalmente el primer contacto se hace vía redes sociales y luego por whatsapp. El primer mensaje hasta tanto se entra en mayor confianza, se trata de abordar con cuidado y resguardo dado que las conversaciones son delicadas. Se habla de algo muy íntimo con alguien que apenas se conoce.

Buscamos validar emociones y naturalizar aspecto comunes de la maternidad. Hablamos sobre puerperio y las altas expectativas.

  • Existen distintos tipos de comunicación:

-Madres en tratamiento que buscan apoyo empático.

-Cambios hormonales en las primeras semanas. (Baby blues)

-Síntomas de ansiedad, pensamientos negativos, insomnio, etc.

Nosotras en ningún momento diagnosticamos. Si consideramos que es necesaria una intervención profesional,  antes de sugerir la consulta buscamos que, dentro de la charla del  puerperio y diferenciando qué síntomas son propios de él y cuáles no lo son, ellas mismas puedan ver la necesidad de una consulta con el profesional.


La doctora Psiquiatra Laura Lorenzo dio su apoyo a la Jornada a pesar de no poder estar presente y compartió los siguientes ensayos de su autoría:

TRASTORNO OBSESIVO COMPULSIVO EN EMBARAZO Y POSTPARTO
“Las mujeres embarazadas se enferman, las mujeres enfermas se embarazan.”

¿QUÉ ES EL TRASTORNO OBSESIVO COMPULSIVO?

El trastorno obsesivo-compulsivo (TOC) es un tipo de trastorno de ansiedad. Las personas con TOC, tienen pensamientos
repetidos y angustiantes denominados obsesiones. Con el fin de intentar controlar estas obsesiones, las personas con TOC
sienten una necesidad imperiosa de realizar rituales o comportamientos, llamados compulsiones.
Algunos ejemplos de obsesiones son el miedo a los gérmenes o el miedo a lastimarse. Entre las compulsiones se incluye lavarse
las manos, contar, revisar una y otra vez las cosas o limpiar. Esos ritos y pensamientos interfieren en sus vidas diarias.

¿ES FRECUENTE EN LAS MUJERES?

En Argentina, los trastornos de ansiedad son los más prevalentes a lo largo de la vida (16,4%), seguidos por los trastornos
afectivos (12,3%), y ambos más frecuentes en mujeres que en varones. En este estudio, la prevalencia vital de TOC fue de 2,9% .

En las mujeres, según una revisión sistemática de estudios epidemiológicos internacionales, el TOC presenta una prevalencia
anual (esto es, casos presentes en una población en 12 meses) del 0,5% 4

¿ES FRECUENTE EL TOC EN EMBARAZO Y POSTPARTO?

Una revisión reciente de diversos estudios de varios países, relacionados a la presencia de TOC en embarazo y postparto, mostró
que las embarazadas y puérperas tienen aproximadamente 1,5 a 2 veces más posibilidades de presentar un TOC comparadas con
la población general

¿QUÉ PASA SI UNA EMBARAZADA TIENE TOC E INTERRUMPE SU MEDICACIÓN?

El embarazo no protege de los trastornos mentales, y si una mujer en tratamiento psicofarmacológico interrumpe su medicación en el embarazo, presenta el mismo riesgo de recaída que si no estuviera embarazada. Por lo tanto, aquellas pacientes en tratamiento que quedan embarazadas deben consultar inmediatamente con el profesional tratante antes de interrumpir su medicación. La presencia de un trastorno de ansiedad no tratado en el embarazo representa un factor de riesgo para desarrollar tanto trastornos de ansiedad como depresión en el postparto. En el caso del TOC se asocia también a un deterioro en la calidad de vida de la mujer embarazada.6
La ansiedad materna puede aumentar el riesgo de parto prematuro y bajo peso.

En síntesis, la interrupción de un tratamiento en curso, que resulta eficaz para controlar la enfermedad, expone a la paciente a una recaída y al bebé a los efectos de la enfermedad no tratada, tanto en forma directa como indirecta, ya que una madre enferma, además de padecer, tiene más dificultades para cuidarse y cuidar el embarazo.

¿ES FRECUENTE EL TOC EN EL POSTPARTO?

Durante el postparto, es frecuente que aparezcan preocupaciones excesivas o ideas obsesivas acerca del cuidado del bebé, sin que representen enfermedad. Pero si estos síntomas interfieren en el funcionamiento o si la madre ya tenía un diagnóstico de TOC, el postparto aumenta el riesgo de aparición del trastorno al doble, comparadas con la población general.

¿SE PUEDE USAR LA MEDICACIÓN EN EL EMBARAZO Y POSTPARTO?

Los riesgos a los que se enfrenta una mujer embarazada que padece un trastorno psiquiátrico pueden provenir tanto de la enfermedad como de su tratamiento. Por lo tanto, la controversia de medicar o no durante el embarazo debe resolverse en cada caso mediante un exhaustivo análisis de riesgos y beneficios, de modo de minimizar los primeros y maximizar los segundos.

La medicación que suele utilizarse para el tratamiento del TOC, los antidepresivos IRSS (inhibidores de la recaptación selectivos de serotonina) han sido ampliamente estudiados en embarazadas y no han sido asociados, como grupo, a un aumento del riesgo de tener un bebé con malformaciones en mayor grado que lo esperable para la población general (1% a 3%).

Tampoco representan un aumento del riesgo de tener un bebé con bajo peso o parto prematuro, en comparación con mujeres deprimidas y no medicadas.

En cuanto al momento del parto, el uso de estos antidepresivos se ha asociado a una mayor frecuencia de síndrome de mala adaptación neonatal, un cuadro autolimitado, similar al que pueden presentar los bebés nacidos por cesárea, que requiere algunas veces observación en neonatología.11 Otra asociación hallada fue con el aumento del riesgo de  aparición de una condición infrecuente (hipertensión pulmonar neonatal persistente) en alrededor de 1 a 3 casos por 1000 expuestas, es decir, un riesgo absoluto bajo.

Finalmente, la asociación del uso de estos fármacos con un aumento en el riesgo de tener un bebé con trastornos del espectro autista no pudo ser demostrada, y se atribuye mayormente a la carga genética o a la enfermedad materna (por ejemplo, depresión).

En cuanto a la posibilidad de amamantar, la mayoría de los antidepresivos son compatibles con la lactancia (e-lactancia.org)

En resumen:

  • Los trastornos de ansiedad son más frecuentes en las mujeres y en edad reproductiva.
  • El TOC, uno de estos trastornos, es 1 a 2 veces más frecuente en embarazadas y puérperas que en mujeres fuera de estas etapas
  • Sin tratamiento, representa un factor de riesgo para el adecuado desarrollo del embarazo y para la salud mental materna.
  • Antes de interrumpir la medicación en el embarazo, es fundamental recibir asesoramiento sobre los riesgos y beneficios, tanto de tratar como de no tratar el TOC en esta etapa y en el postparto.

Accedé a más información enviada a por la psiquiatra Laura Lorenzo haciendo click acá